Lo más reciente

Consejos para preparar almejas y mejillones

Las almejas y los mejillones son mariscos muy populares y muy usados como ingredientes en diferentes recetas.

Para comprarlos y prepararlos de forma adecuada, existen diferentes consejos prácticos que se pueden seguir como los siguientes:

Cuando los compre, escoja los más pequeños que pueda encontrar. Son los más tiernos y sabrosos.

La mayoría de las conchas deben estar cerradas. Si alguna está abierta, debe cerrar al pegarle ligeramente con la punta del dedo.

Muchas veces no tienen ningún aroma, lo cual está bien. En caso de que lo tengan, deben oler a salado (como el mar), no a pescado.

Guarde las almejas y los mejillones en una bolsa no completamente cerrada al fondo del estante más frío de su refrigerador. Esto es importante, porque si la bolsa se cierra herméticamente los moluscos se sofocan.

No los conserve por más de 24 horas después de comprados; de preferencia, úselos el mismo día.

Revise las almejas y los mejillones y tire los que tengan las conchas quebradas o conchas abiertas que no cierren al darles un ligero golpe con el dedo.

Lave las conchas muy bien con un cepillo de cerdas duras bajo el chorro del agua fría, a fin de retirar toda la arena o tierra que contengan.

Es posible que los mejillones tengan un mechón de hilos negros en la charnela (el sitio en el que se unen las dos mitades de la concha). Saque los hilos con unas pinzas o pellízquelos entre el pulgar y la hoja de un cuchillo de pelar y jale. Tire los hilos. Los mariscos ya están preparados para cocinarse al vapor o en un guiso (estofado).

Te puede interesar

consejos de belleza

alimentos saludables

Remedios y recetas de infusiones medicinales

trucos caseros

loading...

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*